Las transacciones digitales evitan el blanqueo de capitales

La Quinta Directiva contra el blanqueo de Capitales de la Unión Europea (5AMLD) y el cumplimiento del reglamento EIDAS son los mecanismos que tienen que utilizar los proveedores de transacciones digitales para evitar el fraude. 

El incremento en el uso de los intercambios digitales es el filón que usan los ciber delincuentes para poder delinquir en la suplantación de la identidad del usuario para después cometer delitos, entre ellos, el blanqueo de capitales 

Para luchar contra ello, las empresas que se dedican a las transacciones digitales están obligadas a cumplir con La Quinta Directiva contra el blanqueo de Capitales de la Unión Europa, 5AMLD. En caso de no hacerlo, las consecuencias pueden ir desde importantes multas económicas hasta el cierre total de la actividad.  

El 10 de enero del 2020 finalizó el plazo para que todas las empresas de los estados miembro de la Unión Europea cumplan con los requisitos de la 5AMLD, que se encarga de combatir el lavado de dinero negro y la financiación de terrorismo en territorio europeo, siendo su objetivo lograr la máxima transparencia en las transacciones digitales de las empresas y, de esta forma, evitar el fraude.  

Además de la 5AMLD, los proveedores de transacciones digitales necesitan la certificación de eIDAS para poder ofrecer a las empresas procesos de transacciones seguras. eIDAS es el reglamento europeo que define el conjunto de normas para la identificación electrónica. De esta manera, la verificación presencial de la identidad de los clientes es agua pasada y la única vía segura que cumple con los requisitos que dicta la ley para la prevención de blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo es la identificación electrónica 

Uno de los sectores más perjudicados por los delincuentes para el blanqueo de capital es el Gambling o Gaming, (juego de azar en línea), debido al gran número de registros de usuarios que tienen estas plataformas. Por ello es necesario que las empresas implementen sistemas de identificación electrónica seguros que cumplan con las normativas.   

De esta forma la verificación de la identidad puede desarrollarse por distintas vías: 

  • Identificación biométrica, es decir, analizar los rasgos físicos y de comportamiento de los usuarios en tiempo real y comprobar que la persona es quién dice ser.  
  • Identificación mediante un vídeo en tiempo real, que puede ser asistida o desasistida, en función de las necesidades de la empresa. En la primera hay un agente en directo que presencia la identificación y apoya al usuario; mientras que la segunda, desasistida, el usuario lo realiza de manera independiente.  

Pese a todo ello, como el delincuente siempre busca resquicios, la Sexta Directiva contra el blanqueo de capitales (6AMLD) que tiene que estar implementada antes del 3 de junio del 2021 busca mejorar las medidas y seguir evitando el fraude y el blanqueo de capitales. 

Contacta con nosotros

Gonzalo Pose
Presales Manager