Saltear al contenido principal
Soporte Técnico: +34 913 518 558 Login

Combatiendo noticias falsas: Cómo las tecnologías de confianza pueden contrarrestar la desinformación

La tendencia actual de falsear información puede tener consecuencias incalculables en la era digital en la que nos encontramos. De hecho, el efecto de las tecnologías como las redes sociales puede causar una rápida difusión de la información, ya que, con solo pulsar un botón, la información falsa se esparce como un virus fomentando propaganda dirigida al sabotaje.

La información falsa puede amplificarse por robots, personas influyentes, y campañas en redes sociales para desviar y distorsionar la opinión pública, agasajar y burlarse de figuras públicas.

En ausencia de políticas y procesos regulatorios para rebatir estas tendencias peligrosas, no se podrá confiar en ninguna información. Para las empresas de medios sociales, el riesgo no es simplemente un problema de reputación. Hay precios fijos asociados con el monitoreo y filtrado de contenido, así como costes legales. También hay un riesgo cada vez mayor de sanciones, ya que los gobiernos de todo el mundo han comenzado a tomar nota y establecer regulaciones para limitar los daños. Para proteger sus negocios, y mantenerse en el lado correcto de la ética social, estas compañías necesitan implantar tecnologías que ayuden a generar confianza.

Herramientas engañosas

Desde los comienzos de Internet, han existido herramientas digitales que pueden manipular y alterar fácilmente cualquier tipo de datos.

Ahora, con la Inteligencia Artificial y el gran almacén de contenidos online, existen nuevos niveles de engaños. Algunas páginas webs producen un contenido falso que es casi indistinguible del contenido real.

Las líneas entre lo que es verdadero, y lo que es falso, están comenzando a desvanecerse, por lo que existirán muchas más razones de confusión. ¿Qué pasa cuando las imágenes de un evento real son rechazadas por falsas?, ¿qué ocurre con la evidencia legal si hay múltiples versiones que no coinciden entre sí?

La distribución, el enfoque y la sofisticación de las campañas para difundir estos mensajes engañosos son cada vez más de “alta tecnología”, mejor financiados y organizados. En un principio, hubo trolls individuales difundiendo su animadversión, de mensaje en mensaje. Después llegaron los “bots” sencillos, pero altamente redimensiónales, los cuales todavía no tienen la creatividad y la habilidad social para generar engaños complejos.

El peligro mas alarmante, realmente, proviene de las organizaciones que crean conflicto y perturbación con comentarios provocadores (en inglés: “troll farm”).

Herramientas de Confianza

Afortunadamente, los trolls y propagandistas no son las únicas personas que pueden utilizar la tecnología; un poderoso incremento de conjuntos de tecnología ha empezado a utilizarse para detectar noticias falsas.

Una de las primeras líneas de defensa es la búsqueda inversa de imágenes, buscando una imagen en internet para ver dónde fue utilizada anteriormente. A menudo, el resultado mostrará la imagen original y se verá claramente cómo ha sido alterada. Para manipulaciones fotográficas más sofisticadas, hay artefactos y otras señales reveladoras, pero estas pueden requerir la acción de un especialista para detectarlas. Incluso hay herramientas de detección de imágenes impulsadas por Inteligencia Artificial que pueden analizar profundamente fotografías a escala.

Las compañías que construyen herramientas fotográficas también pueden construir detectores de elementos engañosos en las herramientas. Por ejemplo, los metadatos en Photoshop (una aplicación de retoque de fotografías) contiene registros de creación que pueden ayudar a rastrear el historial de la imagen.

Las compañías de medios sociales también pueden implementar procedimientos de verificación de identidad para garantizar, de mejor manera, que las cuentas de los usuarios son de personas reales. Requerir una prueba de identidad ayudaría a proteger a los usuarios de la propaganda e información errónea, pero si los usuarios estarían cómodos proporcionando sus identidades para usar sus cuentas es una cuestión abierta. Sin embargo, a medida que las redes sociales han empezado a ofrecer más servicios además de sus productos principales, como los pagos, la verificación de identidad empieza a convertirse en una cuestión razonable.

Para las cuentas de publicidad, la verificación de identidad es un paso natural en el proceso de legitimación; la Ley de Anuncios Honestos (en inglés: “The Honest Act Ads”) lo hará obligatorio para todos los anunciantes de redes sociales de manera que se prohiba la compra de publicidad política de los Estados Unidos por parte de ciudadanos extranjeros.

No tomar medidas contra las noticias falsas no sería adecuado ni para los ciudadanos ni para los reguladores. Margot James, Ministra de Industrias Digitales y Creativas del Reino Unido, hizo algunos comentarios sobre la necesidad de seguridad en Internet:

“Habrá un poderoso régimen de sanciones y es inconcebible que no incluya sanciones económicas. Así mismo, tendrán que ser de gran tamaño para que actúen de forma disuasiva. Si nos fijamos en los poderes de financiación de la Oficina de la Información de Comisiones (en inglés: Information Commission Office, “ICO”*), podría ser una guía muy útil.

*La “ICO” es una agencia del Reino Unido que se ocupa de que se cumpla el Reglamento General de Protección de Datos, y otras leyes de protección de datos.

Esta lucha contra las noticias falsas no puede ser subestimada; La batalla por las mentes de todo el mundo que utilizan redes sociales son el futuro del bienestar de la información. La confianza en la prensa, en los líderes y en la democracia en sí misma está en juego. Crear regulaciones y procesos para garantizar que la confianza no se rompa, es uno de los temas más importantes en los tiempos que corren.

Contacta con nosotros

Presales Manager
International Sales Manager
Volver arriba